4 cosas que usamos frecuentemente y que se deben limpiar más de lo que pensamos

Es una cuestión común que en ciertos objetos que usamos del diario no se apliquen tratamientos de limpieza y/o desinfección de manera habitual, esto se debe, en parte, a que muchas de las veces no se reconoce la forma adecuada de hacerlo, o simplemente son artículos que con frecuencia pasan desapercibidos a la hora de la limpieza.

Pese a esto, dado que son objetos de uso común que diariamente están en contacto con nosotros, estos tienden a acumular suciedad fácilmente y, en algunos de los casos, pueden ser un sitio idóneo en el que se alojen microorganismos, algunos de los cuales pueden ser patógenos.

De este modo, para mantener la mayor higiene posible dentro de tu hogar, te compartimos 4 cosas que usamos diariamente y que es necesario aplicar un tratamiento de limpieza y desinfección con mayor frecuencia de lo que pensamos, algunas de ellas requieren de esto del diario. Veamos todos los detalles a continuación, ¡sigue leyendo!

4 cosas que usamos frecuentemente y que se deben limpiar más de lo que pensamos

Brochas de maquillaje

Muchos de nuestros lectores reconocerán que las brochas de maquillaje son artículos que emplean diariamente y, pese a que estas entran en contacto directo con la piel del rostro, es muy común que no se aplique limpieza frecuente en ellas.

Tras su uso, las brochas de maquillaje pueden contener residuos de productos, suciedad y grasa, lo que puede convertirlas en un lugar idóneo para la proliferación bacteriana, de este modo, cuando se emplean artículos en estas condiciones, puedes causar estragos en tu piel como erupciones cutáneas o, en los peores casos, una infección, según nos indica la American Academy of Dermatology Association.

De este modo, se recomienda lavar las brochas de maquillaje al menos cada 7 a 10 días.

Dispensadores de agua del refrigerador

Los dispensadores de agua con los que cuentan los refrigeradores a menudo pasan desapercibidos durante la limpieza de estos aparatos electrodomésticos, sin embargo, para asegurarse de que está consumiendo agua limpia, libre de malos olores y de posibles microorganismos, es recomendable limpiar a profundidad, al menos una vez al mes.

Trapos o paños de cocina

Aunque estos artículos se emplean diariamente en la cocina, es común que no se aplique la limpieza adecuada en ellos, lo que podría propiciar que en su superficie se acumule suciedad, residuos de alimentos, humedad y posiblemente microorganismos que podrían ser patógenos para el humano.

Por ello, resulta indispensable aplicar tratamientos de limpieza y desinfección diariamente, para asegurar que, al emplearlo para limpiar una superficie, este esté libre de suciedad y posibles microorganismos.

Interruptores de la luz

Como bien sabemos, estos objetos son empleados diariamente, entrando en contacto directo con nuestras manos, por lo cual, son especialmente propensos a acumular suciedad e inclusive microorganismos que pueden ser transportados en nuestras manos.

Para asegurarnos que estos objetos permanezcan higiénicos, es recomendable aplicar un tratamiento de limpieza y desinfección al menos una vez a la semana. Si quieres saber cómo hacerlo, puedes consultar: Cómo limpiar y desinfectar los interruptores de luz: El truco definitivo para que queden impecables (sin accidentes).

Comparte ciencia, comparte conocimiento.