Ahora sabemos que el T-Rex era un 70% más grande de lo que se creía, sugiere un estudio

Para la mayoría de las personas es inevitable pensar en dinosaurios sin que venga a la mente el emblemático y característico Tiranosaurio Rex que ha sido protagonista en diferentes películas que han llegado a la pantalla grande.

El dinosaurio con mayor número de seguidores se ha expresando como uno de los animales más imponentes de su época.

Tyrannosaurus rex, ​se trata de la única especie conocida del género fósil Tyrannosaurus de dinosaurio terópodo tiranosáurido, que vivió a finales del período Cretácico, aproximadamente entre 68 y 66 millones de años.

De acuerdo a recientes investigaciones, esta especie de dinosaurio podría llegar a ser, incluso, más grande de lo que se pensaba, así fue como lo dieron a conocer los paleontólogos Museo Canadiense de la Naturaleza en Ottawa, Ontario.

Los paleontólogos realizaron una investigación científica que, fue presentado en la conferencia anual de la Sociedad de Paleontología de Vertebrados (SVP) en Toronto, Canadá.

En dicha conferencia, los investigadores Jordan Mallon, investigador del Museo Canadiense de la Naturaleza, y David Hone, de la Universidad Queen Mary de Londres, estimaron que el Tiranosaurio rex pudo haber alcanzado los 15.000 kilogramos (aproximadamente el equivalente a dos ejemplares de elefantes maduros), lo que representa un «70 % más, del tamaño estimado».

La historia del Tyrannosaurus Rex más grande que se conoce hasta ahora, se remonta a un par de décadas atrás. En agosto de 1991, un grupo de arqueólogos descubrió y desenterró los restos de lo que parecía ser un dinosaurio que vivió a finales de cretácico.

El hallazgo emocionó a los investigadores, quienes nombraron a esta criatura prehistórica como «Scotty» y celebraron su descubrimiento, para años después, confirmar que se trataba no solo de un dinosaurio, sino de una de las especies más conocidas, al Tiranosaurio rex (T-rex), además de, ser considerado como el más grande jamás descubierto.

Tres décadas después del hallazgo de Scotty, los investigadores tenían indicios para pensar que, a pesar de su gran tamaño, no se trataba del más grande entre sus iguales.

Para poder llegar a estas conclusiones, los investigadores examinaron el registro fósil, que de acuerdo con los cálculos publicados en 2021 en la revista Nature, corresponde a 32 fósiles adultos, de los   2.500 millones de Tiranosaurios Rex que se cree que existieron.

Como parte del estudio, los investigadores también analizaron las cifras de población y la esperanza de vida promedio para crear un modelo del T. rex más grande posible, considerando aspectos como el dimorfismo sexual (diferencias de tamaño entre los sexos de los animales dentro de una especie).

«Terminamos construyendo dos modelos: uno que exhibe cero dimorfismos y otro con un fuerte dimorfismo. Si T. rex fuera dimórfico, estimamos que habría pesado hasta 24.000 kg, pero rechazamos ese modelo porque si fuera cierto, ya habríamos encontrado individuos aún más grandes», aseguró Mallon.

Así fue como los científicos pudieron realizar un modelo de la curva de crecimiento de T. rex a lo largo de su vida y estimar cuánto pudo haber crecido un adulto.

A través de Twitter, Mallon confirmo que está “ajustando” el manuscrito final de esta investigación, también advirtió que los resultados son especulativos hasta que se descubra un espécimen de este tamaño.

Comparte ciencia, comparte conocimiento.