Cómo eliminar el sarro de los dientes: La guía definitiva para deshacerte de este problema

La salud bucodental es esencial en nuestra vida, la principal problemática que tenemos con esta es que, aunque la mayoría de las enfermedades relacionadas pueden prevenirse, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), estas afecciones son las enfermedades no transmisibles más comunes, constituyendo una importante carga para el sector de la salud de muchos países y afectando a las personas durante toda su vida.

Con la finalidad de fomentar nuestra salud bucodental, hoy hablaremos sobre el sarro dental para que conozcas todas sus características y cómo puedes eliminarlo.

¿Qué es y cómo se forma el sarro dental?

El sarro es la placa dental endurecida (o calcificada) y suele ser el resultado de una inadecuada limpieza dental.

De manera normal nuestra boca está llena de bacterias, estas, junto con la saliva, los restos de comida y células muertas forman constantemente una placa “pegajosa” y sin color que se deposita sobre los dientes. Esta se denomina placa dental y su formación sucede día y noche en todas las personas.

El correcto cepillado de dientes, así como el uso de hilo o seda dental contribuyen eficazmente a eliminar esta placa. Con el tiempo, si no tenemos una adecuada limpieza dental, la placa que no ha sido eliminada correctamente puede endurecerse (o calcificarse) y convertirse en sarro dental, que se caracteriza por ser un deposito duro y firmemente incrustado.

¿Cómo se observa el sarro dental?

A diferencia de la placa dental que es incolora, el sarro es fácilmente visible cuando se localiza sobre los dientes, por encima de la línea de las encías; el sarro también puede formarse en la raíz de nuestros dientes y no ser evidente su presencia.

El indicador de sarro más común es observar una acumulación de color marrón o amarillento en los dientes o encías.

¿Cómo puedo prevenir el sarro dental?

Puesto que el sarro se forma a partir de la placa, una correcta limpieza dental diaria puede reducir y prevenir de forma significativa su aparición. Para esto se requiere tanto del cepillado de los dientes, como del uso de hilo o seda dental.

El Instituto Nacional de Investigación Dental y Craneofacial nos da las siguientes recomendaciones:

  • Cepíllese los dientes mínimo dos veces al día con una pasta de dientes con flúor. El flúor es lo que protege los dientes de la caries. Previene la caries al fortalecer la superficie externa dura del diente, llamada esmalte.
  • A la hora del cepillado, incline las cerdas hacia la línea de las encías para que limpien entre las encías y los dientes.
  • Cepille suavemente con movimientos circulares pequeños. No frote con fuerza de un lado a otro.
  • Cepille todos los lados de cada diente, así como la lengua.
  • Limpie entre los dientes con regularidad para eliminar la placa, para ello use hilo o seda dental o un cepillo especial o un palillo de madera o de plástico recomendado por un profesional dental.
  • En la medida de lo posible, visite al dentista para chequeos de rutina y limpieza profesional.

¿Cómo puedo eliminar el sarro dental?

Es indispensable que comprenda que, una vez formado el sarro dental, la única forma de eliminarlo es mediante una limpieza profesional realizada por un experto en la salud bucodental, solo él tiene la facultad, conocimientos e instrumentos necesarios para la eliminación del sarro.

Es mejor que no intentes ningún tipo de truco casero para esto.

¿Qué complicaciones puede tener el sarro dental?

El sarro dental es capaz de desencadenar problemas serios de salud como:

  • Gingivitis, enfermedad periodontal que provoca irritación, inflamación y dolor de encías.
  • Halitosis o mal aliento, causado por un tipo de bacterias que producen compuestos sulfurados.
  • Caries.
  • Periodontitis, grave infección de las encías que puede destruir el hueso que sostiene los dientes.
  • Problemas estéticos, se indica que a consecuencia de la acumulación del sarro, los pacientes pueden sufrir cambios estéticos tales como la retracción de las encías, y la formación de espacios negros entre los dientes. Además, por las complicaciones mencionadas anteriormente, puede ocurrir la pérdida de dientes.

 

Comparte ciencia, comparte conocimiento.