China está por comenzar a construir una estación espacial en órbita.

No es de extrañar que en los últimos años China se ha propuesto ponerse al día con sus capacidades tecnológicas y su poderío económico, a tal grado de querer competir con las grandes potencias del mundo. La carrera espacial es como “el santo Grial” en el que los países pueden demostrar sus capacidades para conquistar uno de las más ambiciosos deseos del humano.

Ahora, China está por lanzar una pequeña sección de lo que más tarde se convertirá en la Estación Espacial China (CSS), comenzando de esta manera un proyecto de construcción orbital que se espera que termine para el año 2022, y tendrá el tamaño de una cuarta parte del de la Estación Espacial Internacional (ISS).

Aunque no se ha dado una fecha exacta, se espera que el lanzamiento del módulo de 18 metros de largo, llamado Tianhe, ocurra esta semana. 

La Administración Nacional del Espacio de China, agencia que está financiando el proyecto, ya ha seleccionado varios experimentos que se ejecutarán a bordo del CSS, entre los que destacan trabajos enfocados al área de la mecánica cuántica y la medicina.

Comparte ciencia, comparte conocimiento.


Categorías:Astronomía

Etiquetas:,